Actualice su navegador.

Su navegador no soporta los estándares web actuales. Por consiguiente, pueden producirse errores y acciones inesperadas en la página web. Para utilizar esta página web sin ningún impedimento, le recomendamos actualizar el navegador.

Actualice su navegador.

Su navegador no soporta los estándares web actuales. Por consiguiente, pueden producirse errores y acciones inesperadas en la página web. Para utilizar esta página web sin ningún impedimento, le recomendamos actualizar el navegador.

Claro y oscuro

Los espacios claros suscitan la asociación al día y la sensación de presencia, mientras que la oscuridad juega con temas tales como la noche, el descanso y el recogimiento. Si lo claro y lo oscuro aparecen muy juntos, las sensaciones alternan entre los dos polos ambientales. El techo luminoso genera, de forma comparable a la luz del cielo difusa, una luz suave para la iluminación básica. Además, la luz diurna penetra en la sala desde la izquierda. El bañado de la pared define la vertical en la sala. A fin de escenificar puntos de atracción visual, la luz de acento de los proyectores realza objetos individuales. Las luminarias pendulares acentúan la mesa.

Claro y oscuro

Claro: Escena 1

La sensación de claridad uniforme que se extiende sobre el suelo, la pared y el techo se dirige hacia la sala como un todo. Con el techo luminoso claro se crea una situación análoga al cielo nublado y que introduce una luz difusa en la sala. En cambio, el bañado de la pared facilita la percepción de la pared texturada. Para dirigir la mirada hacia los objetos junto a la chimenea, los proyectores acentúan objetos individuales y los desligan de su entorno mediante el contraste de luminosidad. Los espacios claros suscitan la asociación al día y la sensación de presencia, mientras que la oscuridad juega con temas tales como la noche, el descanso y el recogimiento. Si lo claro y lo oscuro aparecen muy juntos, las sensaciones alternan entre los dos polos ambientales. El techo luminoso genera, de forma comparable a la luz del cielo difusa, una luz suave para la iluminación básica. Además, la luz diurna penetra en la sala desde la izquierda. El bañado de la pared define la vertical en la sala. A fin de escenificar puntos de atracción visual, la luz de acento de los proyectores realza objetos individuales. Las luminarias pendulares acentúan la mesa.

Claro y oscuro

Claro: Escena 2

Pese a la gran luminosidad de la luz diurna, la luz que incide a través de la fachada no basta para dotar al conjunto de la sala de una sensación de claridad. La luz de los Downlights y de las luminarias pendulares confiere presencia al grupo de asientos alrededor de la mesa y proporciona una iluminación suficiente para la comunicación.

Claro y oscuro

Oscuro: Escena 1

Si la sala estuviera totalmente carente de iluminación al anochecer, sería prácticamente imposible identificar la sala, las formas y los materiales. Sin embargo, bastan unos pocos acentos para hacer perceptible la estructura espacial. Con la luz de acento para los objetos junto a la chimenea y el fuego de la chimenea surgen puntos de atracción visual que ofrecen al mismo tiempo un punto de referencia para la profundidad de la sala. Con sus conos de luz estrechos, las luminarias pendulares sobre la mesa y los proyectores crean acentos en el plano medio y el primer plano sin desbaratar el ambiente oscuro.

Claro y oscuro

Oscuro: Escena 2

En un ambiente muy oscuro, basta una luminosidad reducida para dirigir la mirada. También las llamas en constante movimiento contribuyen a dirigir la mirada hacia este pequeño punto.